Traductor

jueves, 8 de noviembre de 2018

Tu envidia me deja agotada


Derrota toxica














Cuesta mucho aceptar que no todos los que están son todos los que son.

Es decir que no todos nos aceptan como personas prósperas o como buenas personas.

La envidia me ha rodeado mucho.

El porque, "no lo sé", siempre he procurado hacer él bien, sin hacer daño, me gusta siempre ser honesta y si cometo errores me disculpo.

No es fácil, hay muchas personas dispuestas  hacer daño con tal de destruirte.

Me ha pasado que me han agredido con mentiras, acusándome de cosas sin sentido, pero que por desgracia se te quedan en el alma.

Hay gente extrema, gente que quieres o te importan, que con sus xxxx te fastidian la relación, bien familiar, bien de amigos, trabajó

Hay que tener cuidado.

Esto me afecto mucho en su momento.

No entendía el porque."Aun hoy no lo entiendo al 100x100".

Todas estas cosas te hacen avanzar de una forma brutal.

¿Como lidiar con esto? No es fácil.

Hay mucha gente que quiere te vaya bien, pero "ojo" "opuestamente" no mejor que ellos.

Decidí no comentar nada de mis cosas, poner distancias con esa gente toxica y cuando es necesario ponerme en mi lugar.

La verda que me va muchisimo mejor desde que decidí hacerlo.

Si me envidian es que soy buena en lo que soy y lo que creo, ya que lo malo no se envidia.

 Así que adelante!.

No les voy a engañar me dolió mucho, porque he dejado gente en ese camino a la que he querido mucho, pero también he aprendido muchísimó de esto y sinceramente he ganado en salud.
.
 Creo que esto de aprender es un proceso de crecimiento personal constante. Por lo que si antes creía que no valía,  ahora disfruto, he descubierto un mundo lleno de posibilidad, que antes ni conocía que existiese. He de decir que me he refugiado en algo que siempre me ha  gustado escribir.

La verdad que  esto de la envidia  y lidiar con ella me deja agotada  me quita las energías.

Hay que aplaudir siempre los logros de otros.

 Respetando el éxito.

Podemos saber lo que es posible conseguir. Podemos convertir algo malo es un: “he, si él puede, yo también”.

Cogerlo más como un empuje positivo, para ponernos las pilas con nuestras propias metas.

Siempre hay mucho trabajo detrás de un gran éxito, cuando lo ves así, siempre te hace sentir respeto por lo que la otra persona a conseguido.

No tenemos que envidiar a nadie, tenemos que alegrarnos por ellos, intentar aprender con ellos.

La gente toxica está en todos lados  a estas alturas de la vida es imposible no verlos.
                  
Comenta o escribeme a "sr@letrasdecarmen.com         


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Me gusta escuchar. Pero más me gusta notar tu sonrisa. Gracias por participar